DÍA MUNDIAL DEL AGENTE DIPLOMÁTICO Y CONSULAR. Por Antonio Pérez Manzano

PROPUESTA PARA EL ESTABLECIMIENTO DEL DÍA MUNDIAL DEL AGENTE DIPLOMÁTICO Y CONSULAR.

A propósito de las celebraciones por la creación de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), cuya fecha fue el 24 de octubre de 1945.

A través del presente artículo deseo compartir con mis compañeros de profesión, una inquietud que data de hace mucho tiempo. Con el primer número de la revista ADE publicado en el mes de septiembre de 2001, lancé la propuesta y a medida que nuestra publicación ganaba en aceptación y participación de otros colegas diplomáticos de varios países, me atreví a lanzar una encuesta formal al respecto.

En muchos de los países en los que me he desempeñado como miembro del Servicio Exterior Mexicano, he podido observar diferentes costumbres y tradiciones ejemplares. Dentro de ellas, viene al caso destacar que es casi de observancia general, el recordar, estimular, o festejar, ciertas profesiones y oficios; por considerar como un mérito importante la labor que realizan.

De ese modo, sabemos que existen el “Día del Médico”, el del “Profesor”, el del “Abogado”, el del “Ingeniero” y además, el “Día del Bombero”, del “Cartero” y del “Albañil”, por citar solo unos cuantos.

Como ya se ha visto, la profesión diplomática y la función consular, están reconocidas en Convenciones Internacionales y podemos asegurar que, en términos generales, no se ejerce por improvisados. Por más que se deba señalar que existen valiosos ejemplos de personajes de la vida pública, asimilados temporal o permanentemente, al servicio exterior de muchos países y quienes en muchos casos, han ofrecido excelentes resultados en sus tareas.

En la mayoría de los países, existen universidades y academias que preparan a sus futuros diplomáticos; donde se imparten diferentes carreras, las cuales giran alrededor del estudio de las Relaciones Internacionales. La misma Academia de La Haya, de Derecho Internacional, cumple un destacado papel en ese campo.

Asimismo, viene al caso citar dos documentos relativamente recientes, que pueden considerarse como uno de los más importantes aportes al Derecho Diplomático, como son la “Convención de Viena, sobre Relaciones Diplomáticas”, de 1961; así como también la “Convención de Viena, sobre Relaciones Consulares”, de 1963.

En dichos documentos, se define y aclara el concepto de “agente diplomático”, sus funciones, precedencias, privilegios e inmunidades y sobre las misiones diplomáticas entre otras cosas. Lo mismo ocurre con la Convención que trata sobre los consulados, los cónsules y demás personal que trabaja en dichas representaciones.

Por otra parte, la opinión pública mundial, también ha ido incorporando a su lenguaje cotidiano dichos términos y en la actualidad se habla de la actividad diplomática y de los diplomáticos que la ejercen, como una profesión que requiere de una preparación elevada y de una actualización constante.

De acuerdo con lo anterior, sería deseable –y por este conducto lo solicito- conocer las opiniones, comentarios y críticas de otros compañeros de profesión-; así como de otras personas que pudieran estar interesadas en el tema:

¿Debería crearse el Día Mundial del Agente Diplomático y Consular?

*Al respecto bajo la promoción de la revista ADE se llevó a cabo una encuesta sobre el tema, cuyos resultados se comentan en el cuerpo del presente artículo.

Download Attachments

Sé el primero en comentar

Deje un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.