IX. PRESENCIA DE MÉXICO EN LAS NACIONES UNIDAS

Reseña:

Como es sabido, desde la firma de la Carta de San Francisco y la consecuente creación de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), México ha tenido una destacada participación como país fundador de la misma.

Ahora que se celebra el 76 Aniversario de su fundación el gobierno mexicano ha participado en el periodo de sesiones de la Asamblea General, por medio del Secretario de Relaciones Exteriores Marcelo Ebrard, quien pidió que el gobierno de los Estados Unidos ponga fin al bloqueo contra Cuba. Asimismo, abordó el tema de las vacunas, acerca de lo cual abogó por que se consideraren las vacunas anticovid como bien público global. Seguidamente, se refirió a la acción climática y pidió un mayor control sobre las armas.

Durante su intervención, Ebrard dijo que México apoya el proceso de diálogo entre el Gobierno de Venezuela y la oposición, y bregó porque la solución a la crisis de ese país quede en manos “de los venezolanos”.

En su discurso, el Canciller abordó los problemas de desigualdad mundial agravados por la pandemia del coronavirus, y sobre ese punto, en coincidencia con muchos otros mandatarios de la región, clamó por un sistema equitativo en la distribución de las vacunas: “Debemos impulsar que las vacunas sean consideradas como bienes públicos globales”, señaló. Y dijo que la falta de acceso a esos insumos clave en los países en vías de desarrollo “pone en riesgo la recuperación económica”.

El Canciller mexicano destacó la importancia de la cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) que se llevó a cabo en la Ciudad de México y dijo que su país apoya el proceso de diálogo entre el Gobierno de Venezuela y la oposición, y expresó el deseo de que la solución a la crisis de ese país quede en manos “de los venezolanos”. Marcelo Ebrard subrayó que México ha donado vacunas a países de América Latina y el Caribe, y trabaja con Argentina para elaborar y suministrar vacunas a más de 17 países.

Finalmente, hizo referencia a la migración y reafirmó el compromiso de México con los objetivos del pacto mundial para la migración segura, ordenada y regular, y del pacto mundial sobre refugiados.

“La migración no es un fenómeno pernicioso, por el contrario, todas nuestras sociedades se han visto beneficiadas en algún momento de su desarrollo histórico por la contribución de los migrantes. Es responsabilidad de todos respetar y defender los derechos humanos de todas las personas, sin importar su calidad migratoria.”

La Delegación Permanente de México ante la ONU también ha estado muy activa, con el Dr. Juan Ramón de la Fuente al frente de la misma. Como parte de los trabajos a que conduce la agenda multilateral México, se celebró una reunión ministerial del grupo Mikta, que agrupa a México, Indonesia, Corea del Sur, Turquía y Australia; durante la cual pidió la aceptación universal de todos los biológicos aprobados por la Organización Mundial de la Salud. El Representante Permanente de México declaró:

“El planteamiento es muy sencillo: tiene que haber un criterio científico, no puede haber un criterio político o económico. Y si somos parte de la OMS, debemos creerle a sus expertos; de manera que todas aquellas vacunas que hayan sido aprobadas por los especialistas del organismo –que son científicos reconocidos, independientes, comités incuestionables– tendrían que ser reconocidas por todos nuestros países.”

Agregó que el planteamiento de México en el G20 y en la ONU es que se acepten universalmente todos aquellos inmunizantes aprobados por los expertos de la OMS. Ahora resulta que algunos países están aceptando solamente las vacunas que se aplicaron en ese país en particular.

Por otra parte, el mismo representante de México ante el máximo organismo internacional, señaló que en noviembre próximo cuando asuma la presidencia temporal del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, se propondrán medidas para restringir la transferencia irresponsable de armas. El Dr. de la Fuente señaló que el Consejo de Seguridad –del que México es miembro no permanente– debe poner más atención a la amenaza que representan las armas pequeñas y ligeras.

En noviembre, cuando México asumirá la presidencia temporal del Consejo de Seguridad, el país propondrá que se analicen medidas para restringir la transferencia irresponsable de estas armas que alimentan los conflictos en todos los lugares donde los hay, sostuvo.

Dijo que el desarme nuclear sigue siendo una asignatura pendiente sobre el destino de la humanidad. México pugnará además para que se fortalezcan las medidas que impidan que actores no estatales puedan tener acceso a las armas nucleares.

Por otra parte, señaló que no son pocas las veces que este consejo no ha estado a la altura del mandato que le confiere la Carta de las Naciones Unidas. La lenta respuesta que tuvo ante la pandemia es muestra de ello. Cuando las decisiones se imponen en el consejo mediante el llamado derecho de veto, se aumenta el riesgo de convertir al organismo en irrelevante, agregó.

Dijo que es paradójico que mientras la mayoría de los estados están convencidos de que las decisiones deben tomarse por mayoría, en el Consejo de Seguridad basta con que uno de los cinco miembros permanentes del organismo vete una decisión para que se paralice la voluntad, no sólo de la mayoría de los miembros del consejo, sino de la comunidad internacional.

Hizo un llamado a los miembros permanentes del consejo –Estados Unidos, China, Rusia, Francia y Reino Unido– a no usar la prerrogativa del veto cuando existe el riesgo de que ocurran crímenes en masa.

Texto de la intervención del Secretario Ebrard, publicado en la página oficial de la Secretaría de Relaciones Exteriores:

“La pandemia ha puesto de manifiesto la necesidad de un sistema multilateral fuerte y eficaz y consideramos inaceptable que se cierren los espacios de la solidaridad más elemental entre los Estados”: Ebrard

En la Asamblea General de la ONU, México hace un llamado a fortalecer el sistema multilateral.

“Autor, Secretaría de Relaciones Exteriores

Fecha de publicación 24 de septiembre de 2021

  • México contribuirá al proceso de reforma del sistema sanitario internacional, y apoya propuestas de reforma planteadas por el secretario Guterres en el informe “Nuestra Agenda Común”

El día de hoy, en representación del presidente de la República, el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, se dirigió a la 76 Asamblea General de las Naciones Unidas. El posicionamiento de nuestro país se enfocó en las lecciones de la pandemia, así como en los retos por venir. “Esta crisis sin precedentes no puede superarse con acciones unilaterales o aisladas, sino mediante una renovada cooperación y genuina solidaridad internacional”, afirmó el canciller.

México, guiado por sus principios de política exterior y por la visión presidencial de solidaridad internacional, ha sido una importante voz en la lucha por el acceso equitativo a herramientas contra la pandemia. El canciller informó que nuestro país ha promovido frente al Grupo de los Veinte una propuesta para que la comunidad internacional reconozca todas las vacunas aprobadas por la OMS, sin condicionamientos de ningún tipo. “Es el momento de dar todo nuestro respaldo a la máxima autoridad sanitaria internacional. México contribuirá al proceso de reforma del sistema sanitario internacional para prevenir y atender oportunamente las próximas pandemias”, afirmó.

El canciller se refirió al cambio climático como el otro gran desafío de nuestro tiempo. En su discurso, reafirmó el compromiso de México con el Acuerdo de París y detalló el énfasis en la construcción de resiliencia. “Las medidas de adaptación mexicanas incluyen soluciones basadas en la naturaleza”, afirmó. Detalló que ejemplo de esto es “Sembrando Vida”, programa de reforestación que promueve el Gobierno de México y que es uno de los más grandes del mundo.

En su discurso, el canciller felicitó al secretario general, António Guterres, por su designación para un segundo mandato, y por su informe “Nuestra Agenda Común”. México respalda algunos de los planteamientos de dicho informe, entre los que se incluyen la propuesta de identificar medidas complementarias a los indicadores tradicionales del producto interno bruto.

De manera especial, el canciller detalló el respaldo de México a la propuesta de reformar al Consejo de Seguridad de la ONU para promover que dicho órgano sea más representativo, democrático, transparente y eficiente. Detalló la viabilidad de una reforma que incremente los asientos no permanentes, con mandatos de largo plazo y con posibilidad de reelección inmediata. Compartió también que México, junto con Francia, ha propuesto que se regule el derecho de veto de los miembros permanentes para evitar la frecuente parálisis del órgano.

Con respecto a la participación de México en el Consejo de Seguridad de la ONU, el canciller recalcó el apego a los principios de política exterior que caracterizan a la diplomacia mexicana. México enfatiza la necesidad de promover la paz y seguridad, la participación efectiva de las mujeres en todas las tareas relativas al mantenimiento de la paz, el acceso humanitario sin barreras y el cumplimiento irrestricto del derecho internacional humanitario.

De manera especial, nuestro país será firme en la posición “sobre el comercio irresponsable de armas y su tráfico, así como el vínculo con el incremento de la violencia, los homicidios y la comisión de crímenes de alto impacto que afectan la seguridad de los ciudadanos y limitan sus posibilidades de desarrollo.”

El canciller también aprovechó el espacio para destacar el impulso a la unidad y la solidaridad regional a través de la Presidencia Pro Témpore de México frente a la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac). De igual forma, expresó el beneplácito mexicano por el inicio proceso de negociación y diálogo entre el Gobierno y la Plataforma Unitaria de Venezuela, que facilita Noruega en nuestro país, y reiteró el exhorto al levantamiento del bloqueo económico a Cuba.

En materia de recuperación económica y social, México hizo un llamado para que las instituciones financieras internacionales impulsen medidas para evitar la contratación de deudas insostenibles. Destacó la importancia de que estos mecanismos estén también disponibles para países de renta media, donde vive el 75% de la población mundial.

En su discurso, el canciller reafirmó el compromiso de México con el respeto, la protección y la promoción de los derechos humanos. Destacó el combate a los discursos de odio, discriminación, xenofobia, y racismo, y reafirmó el compromiso de México con los objetivos del Pacto Mundial para una Migración Segura, Ordenada y Regular y del Pacto Mundial sobre Refugiados. En este sentido, destacó la reciente protección brindada a cientos de personas provenientes de Afganistán, así como a decenas de miles de migrantes provenientes del resto del mundo.

“La migración no es un fenómeno pernicioso.  Por el contrario, todas nuestras sociedades se han visto beneficiadas (…) por la contribución de los migrantes. Es responsabilidad de todos respetar y defender los derechos humanos de todas las personas, sin importar su calidad migratoria”, afirmó.

Detalló además el compromiso de México con el objetivo de promover una sociedad más equitativa, justa e igualitaria. En este sentido, afirmó que “La paz sostenible es posible sólo si las mujeres y niñas participan activamente” y destacó la implementación de la Política Exterior Feminista, y la coordinación, junto con Francia, del Foro Generación Igualdad.

El posicionamiento de México frente a la Asamblea General cerró recordando que “México estuvo en la fundación de la ONU hace 76 años y sigue comprometido con sus principios y con la Carta que le dio origen. Toca a esta generación de la que formamos parte hacer los ajustes que los tiempos exigen y que nuestros pueblos demandan.”[1]


  1. www.sre.gob.mx 24 de septiembre de 2021

 

Sé el primero en comentar

Deje un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.